top of page

William Kirkham vuelve a batallar con los mejores en la Loinatz Proba

Poco a poco, la planificación da sus frutos. Una temporada que ha ido de menos a más y que en verano está teniendo su punto culminante para Torres - Trigon. Una época estival que se inició con la histórica presencia en el Campeonato de España élite y que este fin de semana ha continuado con un doble frente de mucho nivel en busca de protagonismo. Una presencia en la zona noble que ha llegado, finalmente, de manos de William Kirkham, 21º en la Loinatz Proba de Beasain.


La Loinatz Proba de Beasain estuvo marcada en su primera mitad por una numerosa fuga de casi 20 ciclistas, que en todo momento rodó bajo el control de un pelotón en el que viajaban tranquilos los ciclistas de Torres - Trigon. Ya en el cuarto final de la prueba, el grupo principal quedó reducido a apenas una treintena de ciclistas, entre los que se encontraba William Kirkham. Tras un pequeño problema mecánico rápidamente solucionado, el australiano fue capaz de cruzar la meta en 21ª posición.


En cuanto a la Vuelta Ávila, el equipo tuvo que hacer frente a tres etapas de máxima dureza en una de las que va a entrar en el selecto grupo de rondas más exigentes del año. Incapaces de seguir a los mejores en el primer parcial, Pau Matarin (48º) fue el mejor clasificado en Las Navas del Marqués. El guion siguió patrones similares en las dos jornadas restantes, con el catalán en grupos perseguidores de los mejores escaladores para certificar su notable actuación (23º y 29º en etapas; 28º en la general).

Kommentare


bottom of page